Saltar al contenido
Cómo Sentirte Bien

Cómo medirse la tensión arterial en casa sin tener que bajar a la farmacia

9 septiembre, 2021

Cómo medirse la tensión arterial en casa sin tener que bajar a la farmacia

La tensión arterial, nos da pistas sobre la cantidad de trabajo que tiene que hacer el corazón para bombear sangre a través de las arterias. Y por tanto es, junto con el ritmo cardíaco, la temperatura corporal y la frecuencia respiratoria, una medida que nos indica nuestra buena o mala salud cardiovascular. Es por ello que es importante medirse la tensión arterial de tanto en tanto.

Antes que nada hay que comprender qué son las dos cifras que suelen aparecer en los indicadores de tensión arterial como los que podemos usar en casa para tomárnosla. Ambos se refieren a dos medidas de presión, una alta y otra baja.

Estas dos cifras deben estar entre ciertas franjas para considerarse saludables, y su las superan hablaremos de personas hipertensas. En el otro extremo, si no alcanzan las franjas de normalidad, hablaremos de personas hipotensas.

Mientras que la hipotensión no suele revestir problemas, la hipertensión es la primera causa de muerte por problemas cardiovasculares en el mundo, por lo que conviene prestarle mucha atención si nuestras mediciones arrojan valores por encima de lo normal.

Los valores de presión arterial son, según la Fundación Española del Corazón:

Una vez explicado esto, es el momento de tomarnos la tensión arterial en nuestra casa, y para ello basta con tener un tensiómetro. Se trata de un aparato que se compone de un brazalete inflable que se coloca rodeando el brazo y el aparato medidor en sí.

Al activar el tensiómetro, el brazalete se infla alrededor de nuestro brazo -no en nuestro antebrazo, ojo- y un indicador con números y manecilla, o una pantalla digital, muestra la lectura una vez el brazalete se deshincha tras haberse inflado.

Pero únicamente conseguiremos una lectura fiable si tenemos en cuenta varias consideraciones, como recuerda la Asociación Americana del Corazón:

Los tensiómetros son fáciles de conseguir; se pueden comprar en farmacias o en internet. Existen actualmente dos tipos de aparatos para medir la tensión arterial, unos son tensiómetros de brazo, los recomendados, cuyo brazalete se coloca en el brazo.

Otros son los modernos tensiómetros de muñeca, que permiten hacer mediciones colocando el brazalete en la muñeca. Pueden ser un buen indicador de los niveles de presión y hoy en día son casi tan precisos como los de brazo.

Como modelo recomendado de tensiómetro de brazo destacamos el Medisana BU 510, cuyo precio es de 35 euros. Incluye en su pantalla tensiómetro para el brazo, pantalla de arritmia, escala de colores de los semáforos de la OMS, para una medición precisa de la tensión arterial y del pulso con función de memoria.

Como indicador de arritmias, el BU 510 puede indicar posibles arritmias cardíacas, y si bien únicamente nuestro médico debe evaluar el tipo y la gravedad de una arritmia, la indicación puede servirnos para consultarle. En cuanto a la función de memoria, este tensiómetro cuenta con una memoria interna que permite almacenar 90 resultados de mediciones para 2 usuarios.

En cuanto a tensiómetros de muñeca, la recomendación es el COOLEAD, cuyo precio es de 20 euros. Con la pantalla LCD de 2.8 pulgadas, muestra claramente todas las mediciones y la fecha y la hora. Incluye mediciones del pulso si bien el fabricante destaca que la misma no es exportable a la medición de alteraciones como arritmias.

Además, este tensiómetro tiene el modo de usuario dual que almacena 198 datos de presión arteria, es decir 99 mediciones de dos usuarios distintos. Estos datos almacenados en su memoria se pueden exportar para elaborar historiales clínicos. Como ventaja adicional, este tipo de tensiómetros no requieren que nos quitemos la camisa para realizar las mediciones.

Y finalmente podemos complementar nuestra toma de presión con la medición de los niveles de saturación de oxígeno en sangre mediante un oxímetro. Se trata de un pequeño aparato en forma de pinza con un sensor, que se coloca en el dedo índice de la mano -de preferencia la izquierda- y mide los niveles de oxígeno de nuestra sangre, así como el pulso.

El oxímetro Braun YK-81CEU es el modelo recomendado, en primer lugar por contar con certificación médica para sus medidas, mediante resultados fiables validados clínicamente para cumplir con los estándares europeos (marcado CE).

Es adecuado para adultos mayores de 18 años con problemas de salud como enfermedad pulmonar obstructiva (EPOC), neumonía o la llamada apnea del sueño. Su precio es de 30 euros.

*El equipo de periodistas y expertos de ConsumoClaro recomiendan de forma rigurosa e independiente productos y servicios para nuestros lectores. Cada vez que compras a través de algunos enlaces añadidos a este texto, eldiario.es recibe una comisión.

 

Ir a la fuente
Creative Commons License
Este artículo se publica bajo licencia CC-BY-SA   Creative Commons Attribution-ShareAlike 4.0 International License.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies